En España hay un total de 143.170 ha cultivadas de naranjas (FAO, 2021) siendo el principal productor a nivel europeo.  Entre los problemas asociados al manejo de estas explotaciones está la caída de frutos.

La carga floral de los cítricos depende de diversos factores: la variedad, la edad del árbol o las condiciones ambientales. Se estima que en variedades de naranja dulces se producen alrededor de 50.000 flores por árbol en época de floración, aunque del 95% a más del 99% de flores caen y solo una pequeña cantidad de estas flores se convierten en frutos maduros (Hussain y Hafiz, 2011). Tras ese cuajado de frutos existen pérdidas por caída debido a causas fisiológicas o por infecciones fúngicas y/o plagas. Las causas de las caídas fisiológicas de frutos pueden atribuirse a: cambios repentinos de temperatura o humedad, mal manejo nutricional, desequilibrio hormonal, falta de humedad del suelo etc. La caída de frutos tiene un alto impacto económico en explotaciones comerciales. Para reducir esas pérdidas se utilizan productos a base de hormonas reguladoras del crecimiento o fitorreguladores en base de auxinas. Los fitorreguladores controlan el equilibrio hormonal del árbol en la capa de abscisión del fruto reduciendo o retardando su caída y evitando pérdidas de producción (Lengua, 2020).

El fruto se separa del árbol por la zona de abscisión, creándose la capa de abscisión, debido a la degradación de las paredes celulares por la acción de hidrolasas, como la celulasa, sobre la celulosa de la corteza. Existen diferentes hormonas que son capaces de alterar este proceso, el etileno, que lo acelera, y las auxinas, que lo ralentizan. Los productos a base de auxinas inhiben la floración además de producir efectos fitotóxicos, como deformaciones o enrollamientos, si son aplicados en brotación. Por otro lado, las limitaciones en el límite máximo de residuos establecidas por las grandes cadenas de distribución, pone en relieve la búsqueda de alternativas eficientes y seguras para evitar o reducir la caída de frutos en cítricos (Castillo, 2011).

Buscando soluciones biotecnológicas que constituyan una alternativa a los productos de síntesis, se han realizado estudios en dos variedades de naranjos, clemenvilla  “Nova” y “Power”, en donde aplicamos BIOKELAT Co-Mo. BIOKELAT Co-Mo es un producto fabricado gracias a las tecnologías FPB® y MAMPs® , activando enzimas cruciales para el funcionamiento óptimo del metabolismo de las plantas. Además de suministrar nutrientes esenciales para activar la fotosíntesis y evitar el estrés oxidativo de las plantas. 

La aplicación foliar de BIOKELAT Co-Mo reduce un 25,26% la caída de frutos respecto al referente comercial empleado, en cítricos de la variedad clemenvilla “Nova”.

Figura 1. Porcentaje de caída de frutos en cítricos en la variedad “Nova”.  *% de incremento respecto al referente comercial 

BIBLIOGRAFÍA 

Lengua Álvaro, J. (2020). Estudio de distintos productos fitorreguladores para retrasar la abscisión de frutos cítricos en la variedad lane late.

HUSSAIN, A., & HAFIZ, I. A. (2011). Phenological behaviour and effect of different chemicals on pre-harvest fruit drop of sweet orange cv. ‘Salustiana’. Pak. J. Bot, 43(1), 453-457.
Castillo, I. P. (2011). Aplicaciones de fitorreguladores en cítricos. Phytoma España: La revista profesional de sanidad vegetal, (230), 42-46.

TRICHODEX® Grupo Fertiberia ha evolucionado en busca de estrategias rentables, siendo pionera en programas de agricultura ecológica, que actualmente son una realidad en los mercados nacionales e internacionales y cuya finalidad es la implantación de soluciones innovadoras basadas en un enfoque agro­ecológico y de desarrollo sostenible.

En este sentido, TRICHODEX® Grupo Fertiberia participa en la Prueba de concepto, con los usuarios finales, de una Bio-herramienta (generada en CGL2016-75550-R AEI/FEDER, UE) para la mejora de prácticas agrícolas intensivas (BIOFERSA). Proyecto liderado por la Universidad de Sevilla a través del grupo de investigación de Ecología Funcional Aplicada (RNM-035). Para alcanzar los objetivos de este proyecto, aparte de TRICHODEX, se cuenta con la colaboración de dos entidades: SensaCultivo y Grufesa.

El proyecto se focaliza en validar el potencial real y determinar las condiciones particulares de uso de Bio-herramientas/Biofertilizantes diseñados para la mejora de la sostenibilidad económica y medioambiental de las prácticas agrícolas intensivas en hortícolas en este caso en cultivo de fresa. Biofertilizantes a base de bacterias autocompatibles con propiedades PGP complementarias, con gran capacidad de adaptación al medio, derivadas de la rizosfera de halófitas, diseñado y probado en condiciones controladas. Junto con la implementación de una aplicación móvil de uso sencillo para el almacenamiento e integración de datos agronómicos y ambientales que se pondrá a disposición de los equipos técnicos de las diferentes fincas. Para llevar a cabo el proyecto, el consorcio cuenta con la financiación del Ministerio de Ciencia e Innovación y la Unión Europea Next Generation EU/PRTR.

Los seres humanos podemos sobrevivir con unos pocos sorbos de agua al día, pero el “agua que comemos” diariamente a través de los alimentos que consumimos es mucha más.

Por ello, con una población creciente que cambia cada vez más su dieta hacia alimentos “hambrientos de agua”, debe hacerse todo lo posible para mejorar la forma en que utilizamos el agua en la agricultura y aprovechar al máximo unos recursos hídricos limitados.

En TRICHODEX Grupo Fertiberia, nuestra gran apuesta sobre la investigación y desarrollo nos ha permitido contar con soluciones innovadoras para un uso sostenible del agua siguiendo principalmente dos estrategias:  

  • La ingeniería del Microbioma vegetal como un nuevo aspecto de la agricultura sostenible, con el potencial de mejorar la resiliencia de los cultivos a la sequía y un mejor uso del agua. A través de una reestructuración del microbioma de la planta tanto en el suelo, endosfera como en la filosfera para aliviar el estrés por sequía y mejorar la disponibilidad de nutrientes y su asimilación.

La combinación de estas dos estrategias permitirá un aprovechamiento sostenible del agua en cultivos ecológicos.

Un microbioma sano y equilibrado es la mejor forma de proteger tus cultivos, ya que juega un papel importantísimo en el desarrollo de las plantas y la manera que estas se enfrentan a situaciones de estrés tanto biótico como abiótico.

Los cultivos tienen un potencial genético productivo, sin embargo, alcanzarlo en las condiciones ambientales actuales es inviable. Para solventar esta brecha productiva tradicionalmente se ha recurrido a organoquímicos, aunque su baja eficiencia impide que sean soluciones completas. Así, un mayor rendimiento de los cultivos no depende solo de su potencial genético sino de la “Salud del suelo”.

Con el término “Salud del suelo” nos referiremos a “La capacidad sostenida del suelo de funcionar como un sistema vivo que: soporte la productividad biológica, mantenga la calidad ambiental y promueva la salud de las plantas, los animales y las personas”. La abundancia y diversidad del microbioma del suelo es el bioindicador clave de la salud del suelo, la cual tiene la capacidad de incrementar los rendimientos agrícolas.

El bienestar del suelo se consigue cuando el MICROBIOMA está en equilibrio con la materia orgánica y los minerales, comen el ser humano el aparato digestivo, 
el cerebro y el corazón están en armonía.”

TRICHODEX®, consciente de este nuevo enfoque y como empresa experta en biotecnología aplicada a la agricultura, desarrolla nuevas tecnologías para la restauración del microbioma del suelo y paliar así el impacto de las prácticas agrícolas en el mismo. La resiliencia está íntimamente asociada a la diversidad de las comunidades microbianas junto con la estabilidad estructural y materia orgánica del suelo.

Nuestros productos basados en el Microbioma, cuyos protagonistas son microorganismos “influencers“, una vez aplicados favorecen la restauración y mejora de la Salud del suelo. Contribuyendo así, al diseño de sistemas agrícolas resilientes, donde se racionalicen los insumos externos y se promuevan los procesos biológicos mediados por microorganismos.

Existen ciertas rizobacterias promotoras del crecimiento (PGPRs) que estimulan el desarrollo de las plantas sin estar en contacto físico con las raíces, a través de la emisión de compuestos volátiles (VOCs). 

La emisión de compuestos volátiles microbianos (VOCs), fue descubierta en 2003 por Ryu y sus colaboradores. Se han llegado a identificar más de 365 sustancias volátiles diferentes producidas por rizobacterias.

Entre los géneros en donde se ha detecta la emisión de compuestos volátiles nos encontramos con:  Azospirillum, Arthrobacter, Azotobacter, Bacillus, Burkholderia, Erwinia, Enterobacter, Klebsiella, Paenibacillus, Pantoea, Pseudomonas, Serratia y Xanthomonas.

La selección de cepas productoras de VOCs es esencial, puesto que hay una alta especificidad cepa vs VOCs. Los perfiles de compuestos volátiles pueden variar en función del contenido genómico, la capacidad metabólica, la etapa de crecimiento, así como la disponibilidad de nutrientes en el medio en el que se encuentran los microorganismos.

Los VOCs cumplen varias funciones en su interacción planta-microorganismo, microorganismo-microorganismo tales como la comunicación inter-intra especies o comunicación célula a célula, estimulación del crecimiento de las plantas, activación del sistema defensa inducido (ISR) de la planta protegiéndola frente a posibles enfermedades, así como la inhibición de fitopatógenos

El género Pseudomonas, es capaz de emitir más de 25 sustancias volátiles diferentes, activando genes en Arabidopsis involucrados en la modificación de las paredes celulares, metabolismo, regulación hormonal y síntesis de proteínas. Además de activar procesos tales como la expansión celular, eficiencia fotosintética y formación de semillas.

A través de estudios realizados en Arabidopsis thaliana en ensayos de co-cultivación en placas separadas (ver foto) se puede visualizar el efecto de los VOCs producido por las bacterias de BACNIFOS sobre la promoción del crecimiento y la estimulación rizosférica. En dicho ensayo las baterías nunca han estado en contacto con la planta.

Foto 1. Ensayo realizado con Arabidopsis thaliana para determinar el efecto de los compuestos volátiles producidos por Pseudomonas sp, bacterias pertenecientes al producto BACNIFOS.

Este efecto se ha visto reflejado en ensayos realizados en lechuga, en donde la aplicación del producto registrado BACNIFOS en 3 momentos del cultivo, incrementa la producción un 37,8 % diferenciándose con el control (sin aporte de biofertilizante). BACNIFOS supone un incremento de los beneficios para el agricultor de 3.114 euros/ha.

Figura 1. Ensayo de lechuga en campo con la aplicación de BACNIFOS

**T-student p<0,01. Ingresos brutos referidos a los precios de lechuga obtenidos por el observatorio de precios de la Junta de Andalucía. http://www.juntadeandalucia.es/agriculturaypesca/observatorio/servlet/FrontController?ec=default

El uso de microorganismos como agentes de biofertilización juegan un papel fundamental en la agricultura sostenible y cada vez más estudios demuestran los múltiples modos de acción que ejercen sobre las plantas. 

BIBLIOGRAFÍA 

  • Asha, M., Margaret, M., Bandana, B., & Christine, O. A. (2021). Effect of Volatile Compounds Produced by Selected Bacterial Endophytes in Promoting Plant Growth. HortScience, 56(10), 1175-1182.
  • Asari, S., Matzén, S., Petersen, M. A., Bejai, S., & Meijer, J. (2016). Multiple effects of Bacillus amyloliquefaciens volatile compounds: plant growth promotion and growth inhibition of phytopathogens. FEMS Microbiology Ecology, 92(6), fiw070.
  • Farré-Armengol, G., Filella, I., Llusia, J., & Peñuelas, J. (2016). Bidirectional Interaction between Phyllospheric Microbiotas and Plant Volatile Emissions. Trends in Plant Science, 21(10), 854- 860. doi:0 http://dx.doi.org/10.1016/j.tplants.2016.06.005
  • Tahir, H. A., Gu, Q., Wu, H., Raza, W., Hanif, A., Wu, L., … & Gao, X. (2017). Plant growth promotion by volatile organic compounds produced by Bacillus subtilis SYST2. Frontiers in Microbiology, 8, 171.
  • Ann, M. N., Cho, Y. E., Ryu, H. J., Kim, H. T., & Park, K. (2013). Growth promotion of tobacco plant by 3-hydroxy-2-butanone from Bacillus vallismortis EXTN-1. The Korean Journal of Pesticide Science, 17(4), 388-393.
  • Vocciante, M., Grifoni, M., Fusini, D., Petruzzelli, G., & Franchi, E. (2022). The Role of Plant Growth-Promoting Rhizobacteria (PGPR) in Mitigating Plant’s Environmental Stresses. Applied Sciences, 12(3), 1231.
  • Ryu CM, Farag MA, Hu CH, Reddy MS, Wei HX, Paré PW, Kloepper JW (2003) Bacterial volatiles promote growth in Arabidopsis . Proc Natl Acad Sci U S A 100:4927–4932
  • Santoro, M., Cappellari, L., Giordano, W., & Banchio, E. (2015). Production of volatile organic compounds in PGPR. In Handbook for Azospirillum (pp. 307-317). Springer, Cham.
  • Sharifi, R., & Ryu, C. (2018). Revisiting bacterial volatile-mediated plant growth promotion: lessons from the past and objectives for the future. Annals of Botany, 122(3), 349-358. doi:10.1093/aob/mcy108
    Russo, A., Pollastri, S., Ruocco, M., Monti, M. M., & Loreto, F. (2022). Volatile organic compounds in the interaction between plants and beneficial microorganisms. Journal of Plant Interactions, 17(1), 840-852.

TRICHODEX Grupo Fertiberia, otro año más, consolida su presencia en Fruit Attraction, aportando herramientas biotecnológicas disruptivas y sostenibles al sector agrícola en una de las ferias con mayor participación del sector hortofrutícola, y de gran relevancia a nivel internacional.

TRICHODEX es una empresa biotecnológica, dedicada a la investigación, desarrollo, e innovación de biofertilizantes, bioestimulantes y bioprotectores de alto valor añadido, que ha ofrecido este año cuatro soluciones registradas imprescindibles para el sector.

VIBACTER, BACNIFOS, FINDER, y VELLTRIX: soluciones innovadoras basadas en el microbioma vegetal y que ayudan a obtener aumentos productivos, mejorando la asimilación de nutrientes y promoviendo el crecimiento de las plantas. Las cuatro soluciones se encuentran certificadas como insumos para agricultura ecológica bajo la norma UNE 142500.

La combinación de la biotecnología de TRICHODEX, con el desarrollo de productos innovadores de Grupo Fertiberia, convierte al grupo en un referente en cuanto a soluciones sostenibles y adaptadas a las necesidades de los agricultores de diferentes zonas del mundo.

En nuestro estand se ha presenciado una nueva visión del uso de los biofertilizantes y su acción en la fisiología vegetal gracias al material aportado por el departamento de I+D+i.

Comunicamos, por cuarto año consecutivo, la renovación de la certificación de nuestras soluciones bajo la normativa UNE para su empleo en producción ecológica en el sector.

Año tras año, TRICHODEX anuncia y consigue con orgullo la renovación de la certificación UNE 142500 “Insumos utilizables en la producción vegetal ecológica”. Fertilizantes, enmiendas y sustratos de cultivo”. Y UNE 315500 “Insumos utilizables en la producción vegetal ecológica. Productos para la gestión de plagas y enfermedades“.

Las normas insumos UNE son una herramienta incorporada de la Asociación Española de la Normalización, han sido creadas para añadir valor e importancia a los fabricantes de insumos ante los mercados agrícolas. Asimismo, pretenden proporcionar garantías adicionales y seguridad a los clientes a la hora del uso de estos productos.

Para TRICHODEX el compromiso y la confianza son la presencia fundamental para adquirir la máxima garantía de diferenciación en todas y cada una de nuestras soluciones. Renovar cada año dichas soluciones bajo la normativa UNE 142500 y UNE 315500 aporta transparencia, seguridad y reconocimiento certificado por el CAAE para una producción ecológica, es decir, obtener esta renovación es sinónimo de distintivo y certeza en el diseño de soluciones eficaces, rentables y sobre todo sostenibles.

Fertiberia acaba de sellar la adquisición de Trichodex, en una operación que forma parte de una estrategia para crecer en el desarrollo de biofertilizantes y bioestimulantes de alto valor añadido.

Fundada en 1991, Trichodex cuenta con un equipo de I+D que traduce los resultados de la investigación de sus laboratorios en productos de alta tecnología que se desarrollan después en su centro de producción de última generación en la localidad sevillana de Dos Hermanas. Este modelo de negocio altamente integrado le ha permitido ofrecer soluciones sostenibles y adaptadas a las necesidades de los agricultores de diferentes zonas del mundo. Además de en España, Trichodex comercializa sus productos en una docena de países entre Europa y Latinoamérica. Sus productos se basan en bioprocesos patentados seleccionando microorganismos óptimos para producir bioactivos que mejoran la rentabilidad y protección de los cultivos.

“La combinación de la biotecnología de Trichodex con el desarrollo de productos innovadores de Grupo Fertiberia proporcionará a los agricultores herramientas sostenibles de vanguardia para mejorar sus cultivos”, según afirma Javier Goñi, presidente de Grupo Fertiberia. La adquisición mejora la oferta de nutrición vegetal de la compañía en biofertilizantes y bioestimulantes y además amplía su porfolio con soluciones avanzadas de biocontrol basadas en microorganismos.

Triton invirtió en Grupo Fertiberia en 2020 para apoyar la estrategia de la dirección de acelerar la innovación de productos e invertir en los procesos de fabricación de la empresa para que sean más eficientes y respetuosos con el medio ambiente. Ahora, Grupo Fertiberia está ejecutando el plan Net Zero para liderar el desarrollo del mercado europeo de fertilizantes sin huella de carbono gracias al uso de fuentes renovables en el proceso de producción. Junto a la plena descarbonización de su cartera de productos, más del 50% de sus ventas ya proceden de fertilizantes inteligentes y adaptados a las necesidades nutricionales de cada cultivo que desarrolla en el Centro de Tecnologías Agroambientales (CTA) en la Universidad de Sevilla. “Nuestras capacidades en I+D+i crecen ahora con la integración de Trichodex, que podrá maximizar el potencial de sus innovaciones en el seno de uno de los mayores grupos europeos del sector”.

La incorporación masiva de energías renovables en todos los procesos de producción, unido al desarrollo de soluciones avanzadas gracias a la innovación en biotecnología, permiten a Grupo Fertiberia “liderar el sector de la fertilización del futuro en Europa, ofertando a los agricultores una gama de productos que ofrecen la máxima eficiencia agronómica y el mínimo impacto ambiental”.

TRICHODEX® lanza al mercado VIBACTER, BACNIFOS y FINDER, para aporta nuevas soluciones que ayudan a nuestros clientes a adaptarse a la nueva necesidad del mercado sin perder su rentabilidad. Necesidades, que se basan en la obtención de productos agroalimentarios sanos, libres de residuos, y de óptima calidad obtenidos bajo prácticas respetuosas con el medioambiente y el entorno natural.

VIBACTER, BACNIFOS y FINDER se encuentran certificados como insumos para agricultura ecológica bajo la norma UNE 142500.

El registro de Biofertilizantes en base a microorganismos conlleva la realización de ensayos de eficacia realizados por empresas externas certificadas ajenas a la empresa fabricante, donde el producto ha mostrado un incremento de producción notable, superando los análisis estadísticos realizados y obteniendo alta significación con un control sin tratar.

Dichos ensayos se ejecutan siguiendo los estándares propuestos por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación del Gobierno español, el cual garantizan la óptima realización de los ensayos y por consiguiente la fiabilidad y certeza de dichos resultados. Por otra parte, se exigen una total trazabilidad del producto en todos los análisis realizados y certifica la completa inocuidad del mismos, tanto en metales pesados como en organismos patógenos humanos.

“La obtención del registro por parte del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, es un sello de garantía de que VIBACTER, FINDER y BACNIFOS son productos eficaces y seguros”.

El 5 de junio de 2019 se aprobó el nuevo Reglamento sobre Productos Fertilizantes (UE) 2019/1009, por el Parlamento Europeo y el Consejo de la Unión Europea y será obligatorio en todos sus elementos y directamente aplicable el 16 julio 2022.

Entre los resultados de nuestros ensayos, aceptados por el ministerio, es la reducción del 30% de la fertilización nitrogenada gracias al uso de VIBACTER y FINDER y la reducción del 30% de la fertilización fosfatada con la aplicación de BACNIFOS.

Con el uso de estos productos superamos las medidas adoptadas en la estrategia “De la granja a la mesa” propuestas por la comisión, sin mermas en la producción.

Adaptarnos a las nuevas limitaciones que propone la comisión, nos dará una ventaja competitiva, adelantándose a las exigencias del mercado.

TRICHODEX como fabricante desde hace más de 30 años, de formulados biotecnológicos basados en el microbioma, sigue los más altos estándares de calidad asegurando una óptima calidad y vida útil de los productos.

Contamos con una gran capacidad productiva, única a nivel nacional, con biorreactores y procesos automatizados de última generación que nos permite asegurar la cadena de suministro de forma eficiente.

El silicio (Si) es el segundo elemento más abundante en la corteza terrestre, después del oxígeno con un contenido medio del 28%. La forma asimilable por la planta es como ácido monosilícico, un silicato mineral complejo, pero la mayor parte se encuentra como dióxido de silicio el cual no es asimilable (Fellet et al., 2021). Producto de la acción del agua y de los microorganismos del suelo (mediante enzimas silicateinas/silicasa) sobre las partículas de rocas y arcillas, el dióxido de silicio se vuelve asimilable. Esta acción es muy lenta y por lo tanto su disponibilidad se encuentra muy limitada (Meena et al., 2021)

Se han estudiado múltiples efectos de la aplicación del Silicio en una amplia variedad de especies de plantas. Estos efectos son:

  • Aumenta la resistencia de las plantas a plagas y patógenos.
  • Mejora la resistencia a la sequía y salinidad 
  • Mitiga los efectos de los metales pesados.
  • Coadyuva a la fijación y asimilación de nitrógeno y fósforo.

La acumulación de silicio en los tejidos de la epidermis en forma polimérica, orgánica y cristalina(fitolitos) permite proteger y fortalecer mecánica y bioquímicamente a los tejidos de la planta. Se ha empleado el silicio, eficazmente para controlar numerosas enfermedades causadas por hongos y ataques de insectos, tanto o mejor que los pesticidas y fungicidas (con algunos forma complejos mucho más activos), pero sin efectos negativos para el medio ambiente. Además de incrementar la formación de tricomas entre 20 a 80 por ciento, dando más protección a la planta.

Desde TRICHODEX hemos realizado ensayos de hoja simple, con plantas fertilizadas con TRICHO-SIL ENMIENDA. El aporte de silicio en la fertilización del cultivo redujo tanto la severidad como la incidencia de Botrytis cinerea obteniendo una alta significación (p<0,01) en este último parámetro y con niveles de enfermedad del control del 66,68% de superficie afectada y 86,25 % de círculos de hojas afectados.

Figura 1. Porcentaje de incidencia en círculos hoja en las diferentes evaluaciones.
T-student la presencia de asteriscos indican el grado de significación * p<0.05, **p<0.01, ***p<0.001.  Las medidas donde no aparecen asteriscos no obtuvieron diferencias significativas.  DDI: días desde inoculación.
Figura 2. Porcentaje de severidad en círculos hoja en las diferentes evaluaciones.
T-student la presencia de asteriscos indican el grado de significación * p<0.05, **p<0.01, ***p<0.001.  Las medidas donde no aparecen asteriscos  no obtuvieron diferencias significativas. DDI: días desde inoculación.

BIBLIOGRAFÍA 

Fellet, G., Pilotto, L., Marchiol, L., & Braidot, E. (2021). Tools for Nano-Enabled Agriculture: Fertilizers Based on Calcium Phosphate, Silicon and Chitosan Nanostructures. Agronomy, 11(6), 1239.

Meena, V., Dotaniya, M. L., Saha, J. K., & Patra, A. K. (2021). Silicon potential to mitigate plant heavy metals stress for sustainable agriculture: a review. Silicon, 1-16.
Kumar, S., Soukup, M., & Elbaum, R. (2017). Silicification in grasses: variation between different cell types. Frontiers in Plant Science, 8, 438.

TRICHODEX ha participado en el 16º Symposium Nacional de Sanidad Vegetal que ha tenido lugar en Sevilla del 30, 31 de marzo hasta el 1 de abril en el Hotel Meliá Sevilla, siendo partícipe del evento donde se han dado cita a los profesionales del sector agrícola. Un encuentro, organizado por el Colegio Oficial de Ingenieros Técnicos Agrícolas de Andalucía Occidental (COITAND), sirvió como referencia de la Sanidad Vegetal en España, reuniendo a las máximas autoridades en cada materia y dando oportunidad para debatir sobre la actualidad y futuro de la sanidad vegetal. TRICHODEX participó en el Symposium con un stand donde poder atender a todo aquel interesado en conocer más sobre la nueva herramienta BIOAdapta®. Además, el jueves 31 de marzo, Khalid Akdi, Deputy General Manager, y Silvia Castillo, Efficacy Trials Manager, intervinieron en el evento con una exposición sobre “El cambio climático es una REALIDAD, la adaptación es una NECESIDAD, BIOAdapta®”. 

Explicaron la importancia sobre la restauración del microbioma vegetal, ya que tiene el potencial de reducir la incidencia de enfermedades de las plantas, aumentar la producción agrícola, reducir los insumos químicos y reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, lo que resulta en prácticas agrícolas más sostenibles. Añadían a la presentación, que este objetivo se considera vital para sostener a la creciente población mundial y que con la estrategia BIOAdapta®, ayudas a modificar este nicho ecológico consiguiendo desplazar a los patógenos y favoreciendo condiciones propicias para los microorganismos beneficiosas. En definitiva, exponían que BIOAdapta® es una estrategia diferenciada que traslada los súper ingredientes presentes en la naturaleza nuevamente al campo, mediante procesos biotecnológicos altamente innovadores. 

Sin duda alguna, ha sido un privilegio compartir una pequeña parte de nosotros y participar de nuevo en el Symposium Nacional de Sanidad Vegetal, ha sido una oportunidad de poder mostrar a todos los asistentes los resultados de más de 30 años de esfuerzo, dedicación y superación diaria para ofrecer unas soluciones donde la calidad y la excelencia son los principales protagonistas. 

Puedes ver nuestra participación en el siguiente vídeo:

Los microorganismos son fundamentales para el mantenimiento de la vida en la Tierra, sin embargo, sabemos poco acerca de la mayoría de ellos, en entornos como los suelos, los océanos, la atmósfera e incluso aquellos que viven sobre y dentro de nuestros propios cuerpos.

Las interacciones entre plantas y patógenos se estudiaron bajo el prisma de una relación planta-microbio individual, ignorando la complejidad de tales interacciones y la participación de muchos otros grupos de microorganismos que afectan el resultado de la infección (Pascale, 2020).

En la naturaleza existen ejemplos que nos muestras que suelo poblados con abundantes microorganismos beneficiosos y bajo condiciones físico químicas específicas, reduce la incidencia de enfermedades, manteniéndolas controlada, aun estando en concentraciones de inóculo de patógenos altas, este es el caso de los suelos supresivos.

La restauración del microbioma vegetal tiene el potencial de reducir la incidencia de enfermedades de las plantas, aumentar la producción agrícola, reducir los insumos químicos y reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, lo que resulta en prácticas agrícolas más sostenibles. Este objetivo se considera vital para sostener a la creciente población mundial. (Turner et al 2013).

Por otro lado, el principio de exclusión competitiva nos dice que: 

“Cuando dos especies que poseen un nicho ecológico similar entran en competencia, un resultado puede ser la extinción de una de ellas del hábitat donde se da la competencia, o la modificación del nicho de una de ellas, lo que resulta en un cierto nivel poblacional de equilibrio.” (Moll and Brown, 2008)

Con la estrategia BIOAdapta® modificamos este nicho ecológico consiguiendo desplazar a los patógenos y favoreciendo condiciones propicias para los microorganismos beneficiosas y las plantas. 

Ensayos realizados en condiciones controladas en donde se aplica la estrategia BIOadapta® en lechuga inoculada con Sclerotina spp, reducimos la incidencia de la enfermedad más del 40% en condiciones del 100% de plantas afectadas.

Porcentaje de incidencia al final del ensayo 

 * ANOVA Tukey p<0,05

Esta estrategia se llevó a cabo en ensayos de fresa con enfermedades radiculares, en donde la implantación de BIOadapta® consigue una reducción de plantas muertas 67%.

Número de plantas muertas por túnel al final de la campaña 2020-2021 en ensayo de la variedad “Fortuna” 

BIOAdapta® es una estrategia diferenciada que traslada los súper ingredientes presentes en la naturaleza nuevamente al campo, mediante procesos biotecnológicos altamente innovadores. 

Hemos empleado la acción de los microorganismos, bioelicitores y enzimas para fomentar un cultivo ULTRA productivo y adaptado a las condiciones adversas. 

BIBLIOGRAFÍA 

Moll, J.D. and Brown, J.S. (2008). Competition and Coexistence with Multiple Life-History Stages. American Naturalist 171, 839-843.

Pascale, A., Proietti, S., Pantelides, I. S., & Stringlis, I. A. (2020). Modulation of the root microbiome by plant molecules: the basis for targeted disease suppression and plant growth promotion. Frontiers in Plant Science, 10, 1741.
Turner, T. R., James, E. K., & Poole, P. S. (2013). The plant microbiome. Genome biology, 14(6), 1-10.

Erwinia amylovora es el agente causante del fuego bacteriano, una enfermedad necrótica devastadora que afecta a frutales de pepita en general, y en manzano y peral en particular, así como en plantas ornamentales y silvestres de la familia de las rosáceas. Este patógeno, originalmente, fue descrito en América del Norte, pero en los últimos tiempos se está extendiendo por Europa y los países mediterráneos con graves consecuencias económicas (van der Zwet, 2002). 

La enfermedad se identificó por primera vez en España en 1995 en Guipúzcoa (País Vasco), cerca de la frontera francesa (López et al., 1999). Y se fueron detectando nuevos brotes en 1996 y 1997 en Guipúzcoa y Navarra (López et al. 1999).

La entrada de la bacteria en las plantas puede ocurrir a través de flores o brotes jóvenes que crecen activamente o a través de heridas. Al entrar el patógeno se mueve a través de espacios intercelulares hacia el xilema y también en el parénquima cortical.  Los síntomas en los tejidos infectados incluyen marchitez, producción de exudado y muerte de las flores, brotes, ramas y árboles enteros. (Thomson, 2000). Su síntoma característico es el “quemado” de flores y brotes, curvándose estos últimos en forma de cayado de pastor, desde ahí la necrosis avanza por las hojas y el resto de las ramas, hasta alcanzar el tronco leñoso.

Erwinia amylovora, es considerada como organismo nocivo de cuarentena en la Unión Europea (Anexo II, sección II, de la Directiva 2000/29/CE), para la que existe legislación específica sobre medidas preventivas contra su introducción y propagación.

Desde el año 2011, determinadas Comunidades Autónomas o parte de ellas (Andalucía, Aragón, Castilla- La Mancha, Castilla y León, Extremadura, Madrid, Murcia, Navarra,  La Rioja, País Vasco (Guipúzcoa), Cataluña (comarcas de Garrigues, Noguera, Pla d’Urgell, Segrià y Urgell, de la provincia de Lleida), Comunidad Valenciana (comarcas de l’Alt Vinalopó y el Vinalopó Mitjà, de la provincia de Alicante, y los municipios de Alborache y Turís, de la provincia de Valencia), han perdido el reconocimiento del estatus de Zona Protegida para el fuego bacteriano, debido a que se ha establecido la enfermedad en todo o parte de su territorio (MAPA,2020).

El éxito de la lucha contra esta enfermedad es su detección en primeros síntomas, para reducir el nivel de inóculo y evitar la dispersión de la bacteria.   

En ensayos realizados por una empresa especializada y certificada para la realización de ensayos con patógenos de cuarentena, comprobamos que BIOCLEAN® inhibe el desarrollo de Erwinia sp con niveles de reducción del número de colonias del 97-100%. 

El ensayo permitió concluir que la dosis del producto BIOCLEAN®️ igual a 3-5 cc/l, es completamente eficaz para evitar el desarrollo y la proliferación in vitro de la bacteria fitopatógena. 

Recuento de Unidades formadoras de colonia (UFC) por mililitro de Erwinia sp. tratado con BIOCLEAN a las 48 horas después de la inoculación de la bacteria patógena (hddi). ANOVA, Tukey p<0.05

E* Porcentaje de reducción del número de colonias de Erwinia sp. 

Con BIOCLEAN ® ️ conseguimos una solución eficaz y natural que evita la entrada en los cultivos, de este patógeno de cuarentena. 

Fuentes

Anon., (2000). Council Directive 2000 ⁄ 29 ⁄ EC on protective measures against the introduction into the Community of organisms harmful to plants or plant products and against their spread within the Community. Official J Eur Commun L169 43, 1–112

Donat, V., Biosca, E. G., Peñalver, J., & López, M. M. (2007). Exploring diversity among Spanish strains of Erwinia amylovora and possible infection sources. Journal of Applied Microbiology, 103(5), 1639-1649.

Lopez, M.M., Gorris, M.T., Llop, P., Cambra, M., Roselló´, M., Berra, et al. (1999) Fire blight in Spain: situation and monitoring. Acta Hortic 489, 187–19

Vanneste, J. L. (Ed.). (2000). Fire blight: the disease and its causative agent, Erwinia amylovora. CABI.

https://www.mapa.gob.es/es/agricultura/temas/sanidad-vegetal/organismos-nocivos/fuego-bacteriano/

El grano de polen es el portador del gameto masculino en las plantas y difiere en varias morfologías según la especie. La función principal del polen es transferir el material genético masculino al saco embrionario a través de un proceso llamado “doble fertilización”(Razzaq et al 2019). 

La viabilidad del polen es una medida de la fertilidad masculina, por tanto, es fundamental para el proceso de reproducción. La viabilidad del polen puede ser afectada por numerosos factores ambientales y nutricionales de la planta, especialmente estreses abióticos y bióticos. Se sabe que los factores ambientales durante la formación del polen son suficientes para causar grandes diferencias en el rendimiento del polen y por tanto en la producción de los cultivos (Razzaq et al 2019, Rodríguez-Rojas et al 2015).

Existen distintos métodos para evaluar la viabilidad y fertilidad del polen. Entre los más rápidos y precisos destacan la tinción con colorantes vitales y la germinación en medios artificiales. Las pruebas de tinción tienen ventajas como indicadores de la viabilidad del polen, ya que son más rápidas y fáciles.

La germinación del polen in vitro depende del genotipo; las condiciones ambientales; la madurez del polen; la composición y el pH del medio, por lo que es necesario determinar las condiciones óptimas para la germinación del polen según la especie.

La óptima nutrición y bioestimulación del cultivo en momentos claves; como la floración es crucial para obtener flores con polen viable y fértil incrementando así el porcentaje de frutos cuajados.

En ensayos realizados bajo condiciones controlada en tomate variedad “marmande”, en donde se aplicó desde inicio de floración BS-95 obtenemos un incremento significativo en la viabilidad del polen (ANOVA p<0,05) y un aumento de la fertilidad de la 18,8%, incrementando entre un 50,6-101,2% el número de frutos cuajados.

VIABILIDAD DEL POLEN 

FERTILIDAD DEL POLEN

Figura 1. Número de frutos cuajados por planta

BS-95® es un formulado indicado en floración en cultivos hortícolas, frutales de hueso y pepita, olivar, vid y fresa para asegurar el cuajado, fijación y establecimiento de los frutos.

Bibliografía 

Razzaq, M. K., Rauf, S., Khurshid, M., Iqbal, S., Bhat, J. A., Farzand, A., … & Gai, J. (2019). Pollen Viability an Index of Abiotic Stresses Tolerance and Methods for the Improved Pollen Viability. Pakistan Journal of Agricultural Research, 32(4).

Rodríguez-Rojas, T. J., Andrade-Rodríguez, M., Canul-Ku, J., Castillo-Gutiérrez, A., Martínez-Fernández, E., & Guillén-Sánchez, D. (2015). Viabilidad de polen, receptividad del estigma y tipo de polinización en cinco especies Echeveria en condiciones de invernadero. Revista mexicana de ciencias agrícolas, 6(1), 111-123.

http://cipotato.org/wp-content/uploads/2014/05/006140-2.pdf

Según AEMET (Agencia estatal de meteorología) estamos ante el segundo enero más seco del siglo XXI y el quinto más seco desde 1961, la cuenca del Guadalquivir es una de las más afectadas por la ausencia de lluvias. La agricultura utiliza en torno al 70% de los recursos hídricos, por lo que será el principal sector afectado por una disminución en la disponibilidad de agua, llevando a las autoridades pertinentes a limitar el uso del agua destinada para la agricultura. Por lo tanto, es inminente la búsqueda de alternativas que eviten esa reducción del rendimiento de los cultivos debido a la falta de agua y que proporcione una mejora en la optimización de los recursos existentes.

TRICHODEX, analizando dicha problemática, ha diseñado una solución capaz de retener el agua y evitar las pérdidas por escorrentía, asegurando un estado hídrico óptimo para la planta.

CHAUME es una mezcla de surfactantes no iónicos que favorecen la filtración, retención y movimiento lateral del agua en el suelo. CHAUME es una solución óptima que reduce la frecuencia de los riegos y consigue el buen aprovechamiento y la mejor disponibilidad de nutrientes. No contiene fosfatos ni ácido perclórico. Además, la incorporación de extracto de alga del género Ascophyllum nodosum, dentro de su formulación, estimula al cultivo mejorando sus condiciones fisiológicas para poder afrontar los momentos de estrés. La mejora de capacidad de aireación, mediante la aplicación de CHAUME, evita condiciones de anaerobiosis (falta de oxígeno) en la rizosfera, favoreciendo el microbioma natural de la planta.

Foto1. Plantas de fresa con estrés hídrico extremo

En ensayos realizados para evaluar el efecto de la aplicación de CHAUME en sequía extrema, 37 días sin riego, se consigue una supervivencia en plantas de fresa del 22%, con diferencias estadísticas con el control sin riego y el referente empleado. 

+22% Plantas vivas

Figura 1.  Porcentaje de plantas muertas a los 37 días sin aplicación de riego

ANOVA Duncan p<0,05 

Fuentes: 

FAOSTAT

www.cadenaser.com/2022/02/10/grave-situacion-por-la-sequia-en-espana-y-aemet-avisa-de-que-no-vienen-buenas-noticias

www.fundacionaquae.org/impacto-de-la-sequia-en-la-agricultura

www.fao.org/faostat/en/

El cultivo del brócoli va adquiriendo cada vez más importancia, aumentando su producción a nivel nacional. Ello está propiciado por la versatilidad que presenta la planta hacia numerosos tipos de suelos, resistencia relativa a la salinidad y adaptación a las diversas climatologías de las zonas productoras. Por otro lado, el aprovechamiento para su uso en fresco, fundamentalmente con destino a la exportación, sin olvidar su aprovechamiento en la industria del frío, le confiere una comercialización con grandes posibilidades.

La aplicación de técnicas culturales óptimas, así como el uso de bioestimulantes propicia un mejor desarrollo vegetativo de la planta, y por lo tanto un mayor rendimiento y mayor rentabilidad del cultivo. 

Una de las características más importantes de un bioestimulante es la de conseguir potenciar la fotosíntesis del cultivo mediante la intervención de ciertos procesos metabólicos. CITOMASTIC® es un catalizador enzimático especialmente indicado para aumentar la tasa fotosintética y la actividad metabólica de los cultivos, mejorando el rendimiento y la calidad de las cosechas.

CITOMASTIC®, mejora la fotosíntesis a través de la activación de la enzima RuBisCO, la actividad metabólica y enzimática de la planta, incrementando el rendimiento y calidad de los frutos. La RuBisCO es un factor limitante de la fotosíntesis en plantas. En los últimos 20 años, se han realizado grandes esfuerzos en aumentar la eficiencia de la actividad carboxilasa de la enzima RuBisCO para reducir pérdidas en los rendimientos de los cultivos. La aplicación de CITOMASTIC® facilita la actividad fotosintética que es estimulada por su acción sobre la RuBisCO fomentando su fase de carboxilación y permitiendo una mayor fijación de CO2 en las plantas. Más carbono en los tejidos desencadena una mayor producción de hidratos de carbono en la planta.

En presencia de mayor contenido en hidratos de carbono, su contenido en zinc regula la metabolización de los mismos transportándolos a los lugares de consumo activo (frutos, raíces, tubérculo) como sacarosa (azúcares solubles) o como almidón (azúcares de reserva). Una mayor concentración de sacarosa (carbono) en las raíces proporciona la energía necesaria a las mismas para incrementar la tasa de absorción de otros nutrientes (N, P, K, Ca, Mg, Fe, Mn, Zn y Cu).

La evaluación de dicho comportamiento en diferentes especies hortícolas y en distintas fases del cultivo es fundamental para conocer la mayor efectividad del mismo.

En este aspecto, en estudios realizados en el cultivo del brócoli con CITOMASTIC® se ha comprobado que la adición de CITOMASTIC® con la iniciación de la pella es mucho más efectiva, que a mediados del proceso de formación (15 días después). 

El ensayo se realizó en dos parcelas independientes de brócoli de la variedad “Marathon” y obteniendo incrementos de cosecha del 27-42% con diferencias estadísticas con el control. 

Distribución de los rendimientos obtenidos en la primera y segunda parcela ensayada (kg/m2)

Incrementos de los rendimientos obtenidos en la primera y segunda parcela ensayada (kg/m2)

Con CITOMASTIC conseguimos:

  1. Mejora de la eficiencia fotosintética del cultivo. 
  2. Mejora la actividad metabólica y enzimática del cultivo. 
  3. Mejora la eficiencia de absorción de nutrientes minerales. 
  4. Aumenta el rendimiento de los cultivos. 

Fuente:

Trichodex y AMC Chemical se fusionan con el objetivo de convertirse en una empresa más competitiva y sólida en el sector, mejorando la integración de sus infraestructuras. Un paso más hacia una nueva estrategia que persigue el beneficio de distribuidores, clientes y socios.

Descargar proyecto de fusión

Las partes aéreas de las plantas crean un hábitat para los microorganismos que se conoce como filosfera, en analogía con el término rizosfera. La superficie de la hoja proporciona un hábitat natural para el crecimiento y la multiplicación de microorganismos filosféricos. Además, la presencia de cera en la cutícula y los exudados de las hojas, ayudan a que estos microorganismos se adhieran a la superficie.

Los aminoácidos, glucosa y sacarosa, presentes en los exudados de las hojas son esenciales para estos microorganismos, ya que proporcionan nutrición para su desarrollo. De manera similar, el agua que se libera durante la transpiración proporciona humedad para el crecimiento (Bashir et al., 2021 Carvalho et al., 2020, Stone et al., 2018).

Representación esquemática de los principales componentes de la filosfera. 

De Morris., 2002

Los microorganismos filosféricos son importantes para el crecimiento de las plantas, ya que promueven el crecimiento diversas formas, tal y como se indica a continuación (Bashir et al ., 2021 Carvalho et al, 2020, Stone et al ., 2018):

  • Algunos microorganismos filosféricos como las cianobacterias y las bacterias fijadoras de nitrógeno como Azotobacter fijan el nitrógeno atmosférico y lo proporcionan al crecimiento de las plantas.
  • Los microorganismos filosféricos producen diversas hormonas de crecimiento vegetal, como el ácido indol acético (IAA), que las plantas utilizan para su crecimiento.
  • Proporcionan un estímulo para la producción de fitoalexinas por parte de las plantas. Las fitoalexinas son sustancias químicas defensivas producidas por las plantas en presencia de patógenos. 
  • Descomponen las hojas y ayudan en la formación de humus después de la caída de las hojas de la planta.
  • Algunos organismos filosféricos tienen efectos antagónicos contra los hongos patógenos y, por lo tanto, protegen las plantas de las enfermedades causadas por hongos. Son capaces de colonizar la superficie de la hoja formando un Biofilm protegiendo a las hojas. Además, compiten con los microorganismos patógenos por el hábitat y los nutrientes.

Existe una creciente evidencia de que los microorganismos presentes en la filosfera contribuyen a la salud de las plantas, no sólo mejorando el estado nutricional de la planta huésped, sino también proporcionando defensa y resistencia a los patógenos contra el estrés abiótico. El uso de estrategias que respeten la filosfera de las plantas, es primordial para mejorar el estado fisiológico y productivo del cultivo. 

BIOAdapta® se compone de soluciones basadas en el Microbioma. La implantación de la solución integral BIOAdapta® en los cultivos, incrementa la presencia de microorganismos beneficiosos en la filosfera, desplazando del nicho ecológico a los patógenos foliares. 

Ensayos de imprimación de hojas de lechugas con la solución integral BIOAdapta®, demuestra el respeto y la protección de los microorganismos filosféricos. 

Ensayos de imprimación de hojas de lechugas tratadas en diferentes medios de cultivo.

Por otro lado, ensayos realizados en condiciones controladas, verifican que la implantación del conjunto de soluciones BIOAdapta® en aplicaciones foliares, incrementa la absorción de nutrientes en planta de lechuga (nitrógeno, potasio y fósforo) de forma significativa con un control 100% fertilizado y un control con una única aportación de fertilizante, además de la mejora de la biomasa foliar y radicular de las plantas.

BIOAdapta® ofrece ventajas polivalentes y cumple con estos objetivos: Facilitar y conseguir la utilización eficiente de los recursos, mitigar los efectos del cambio climático, aumentar los rendimientos de las cosechas e incrementar la rentabilidad.

Bibliografía 

Bashir, I., Assad, R., War, A. F., Rafiq, I., Sofi, I. A., Reshi, Z. A., & Rashid, I. (2021). Application of Phyllosphere Microbiota as Biofertilizers. In Microbiota and Biofertilizers, Vol 2 (pp. 311-327). Springer, Cham.

Carvalho, C. R., Dias, A. C., Homma, S. K., & Cardoso, E. J. (2020). Phyllosphere bacterial assembly in citrus crop under conventional and ecological management. PeerJ, 8, e9152.

Stone, B. W., Weingarten, E. A., & Jackson, C. R. (2018). The role of the phyllosphere microbiome in plant health and function. Annual Plant Reviews online, 533-556.
Morris, C. E., Barnes, M. B., & McLean, R. J. C. (2002). Biofilms on leaf surfaces: implications for the biology, ecology and management of populations of epiphytic bacteria. Phyllosphere microbiology, 139-155.

Hemos estado, una vez más, presentes en la Feria Internacional del Sector de Frutas y Hortalizas, Fruit Attraction 2021, del 5 al 7 de octubre en Madrid.

Nuestro afán de diseñar soluciones se está volviendo crónico a la par que eficaz. Es por ello que os traemos la solución de Trichodex para un reto global.

El lanzamiento de BIOAdapta®, la nueva solución integral que permite realizar un manejo de su cultivo para la adaptación al cambio climático y reducir la brecha productiva de manera efectiva. Enfocados a mostrar siempre nuestra imagen innovadora, comprometida y sostenible, exponiendo a la misma vez las novedades para este próximo año 2022.

Una imagen corporativa actualizada y mucho más ecológica, teniendo como resultados una gran acogida de un público interesado por la labor que la empresa construye día tras día con compromiso y confianza, donde los asistentes observaron en primera persona que hay detrás de todas y cada una de las soluciones que ofrecemos, adquiriendo un rango de mayor profundidad a la hora de establecer conexiones con asistentes interesados en apreciar los elementos que fueron incorporados del propio departamento de I+D+i.

Tras el transcurso de la pandemia y dar comienzo de forma presencial a la Feria con un menor rango de aforo, hemos notado un crecimiento relevante en la afluencia de visitantes. En nuestro estand se recibió la visita de clientes tanto nacionales como internacionales, junto con nuevos contactos que fueron atendidos por un excelente equipo de profesionales de la marca.

Fruit Attraction ha sido el lugar de reencuentro para lograr sumar nuevos objetivos y proyectos, ofreciendo BIOAdapta®. La nueva herramienta desarrollada por TRICHODEX para una agricultura avanzada y sostenible, basada en la innovación y en la máxima tecnología, para responder al reto de la seguridad alimentaria mundial, y ofreciendo beneficios económicos, sociales y medioambientales.

¡Estamos de aniversario! En este mes de noviembre, se cumplen 30 años desde que empezó el camino de todo lo que somos hoy en día:

  • 30 años ofreciendo a todos nuestros clientes y consumidores soluciones donde han primado la calidad y el compromiso.
  • 30 años siendo una marca cómplice de los agricultores, poniendo sabor a los momentos más felices: desde Trichodex al campo y del campo a la mesa.
  • 30 años de autenticidad, confianza y constante innovación, para ofrecer soluciones inigualables.
  • 30 años creciendo y acompañados de grandes profesionales a nivel mundial que comparten el mismo objetivo. 
  • 30 años caminando hacia una agricultura eficaz, rentable y sostenible.
  • 30 años aprendiendo de la naturaleza para desarrollar biotecnología con la que crear valor para nuestros clientes y accionistas.

Comprometidos con las personas y el medio ambiente ¡Hoy, mañana y siempre, GRACIAS!